Gobierno de Víctor Manríquez lleva agua potable a habitantes de San Marcos

  • En esa localidad el alcalde también entregó materiales y calentadores solares a 74 familias, así como cemento y varilla para reconstruir un puente

También en la zona rural cubrimos necesidades básicas de la población e impulsamos el progreso, destacó el presidente municipal de Uruapan Víctor Manuel Manríquez González al entregar la red de agua potable en la localidad de San Marcos, infraestructura con la cual se llevó el vital líquido a 180 viviendas, con una inversión superior a los 3 millones de pesos.

Fue una obra que había sido solicitada por los pobladores desde hace más de 5 años y fue posible, al esfuerzo conjunto entre la administración municipal, la Capasu y la localidad de San Marcos, ya que las familias beneficiadas aportaron 256 mil 829 pesos para renovar la línea de conducción que tenía 45 años de antigüedad y en consecuencia, era inservible.

Ante un nutrido grupo de habitantes, el alcalde destacó que “el agua es indispensable para la vida, por eso nunca titubeamos en atender la petición de los pobladores de San Marcos y construimos la nueva red, para llevar agua potable a cada uno de los hogares de esta localidad”.

Indicó que en estos dos años y medio, el gobierno municipal ha avanzado en la cobertura de servicios básicos a la ciudadanía. Sin embargo, señaló que todavía hay familias en el municipio de Uruapan que carecen de lo más necesario como el agua potable, por lo que dijo que seguirá trabajando en coordinación con la ciudadanía para atender estos rezagos.

Mientras que el secretario de Obras Publicas y Servicios, Miguel Ángel Paredes Melgoza especificó que la obra consistió en colocar más de mil metros de tubería de buena calidad, 11 válvulas, 11 registros, así como 180 tomas domiciliarias, además que se reconstruyó la superficie de concreto a lo largo de la vialidad intervenida, entre otras acciones.

En gira de trabajo, el presidente municipal también entregó materiales de construcción y calentadores solares en beneficio de 74 familias, de las cuales 40 son de San Marcos, 16 de San Martín Buenos Aires, 10 de Matanguarán y ocho de La Carátacua.

Son apoyos del programa municipal “Al 50 por Ciento”, mediante el cual este año se respaldará a un total de 3 mil 200 hogares de este municipio, con una inversión de 10 millones de pesos, de los cuales la mitad del recurso es subsidiado por el municipio de Uruapan y el resto, es aportado por los interesados en mejorar o ampliar su vivienda.

Materiales al 50 por ciento es un sistema de apoyo que forma parte de la Red de Programas Confía, que fue diseñada por este gobierno municipal con el objetivo de tener un mejor control de todos los programas sociales que se implementan, en respaldo de los sectores más necesitados de este municipio, incluida la zona rural.

En este marco, el munícipe también entregó 20 toneladas de cemento y una dotación de varilla para reconstruir el puente de San Marcos, que es otra de las necesidades en infraestructura que arrastra esa localidad.

Respecto al material, el edil indicó que contrario a lo que sucedía en anteriores periodos de gobierno, ahora las láminas que se entregan son galvanizadas, material que representa una mayor vida útil. Además de señalar que las láminas son canalizadas antes del inicio de la temporada de lluvias, lo cual permite a las familias proteger su vivienda de manera oportuna.

Señaló que para este año el Ayuntamiento de Uruapan hizo un esfuerzo adicional y autorizó 5 millones de pesos para este programa, con lo cual se superaron los 3 millones de pesos aprobados el año pasado para el mismo esquema de apoyo y de esa manera respaldar a un mayor número de hogares.

Mientras que la secretaria municipal de Desarrollo Social Avigail Castilla Sánchez especificó que se entregaron bultos de cemento, lámina galvanizada, varillas, así como calentadores solares, entre otros.

Los pobladores de San Marcos manifestaron su reconocimiento al trabajo del gobierno municipal. Uno de ellos, Espiridión Cerda Rivera expresó que “hacía muchos años que no nos sentíamos tan respaldados, como ahora con el presidente Víctor Manríquez”.